Cargando el Contenido del Documento
Por favor espere...
  Régimen Legal de Bogotá D.C.    © Propiedad de la Secretaría Jurídica Distrital de la Alcaldía Mayor de Bogotá D.C.  
  Decreto 530 de 2015 Alcalde Mayor
 
  Fecha de Expedición: 15/12/2015  
  Fecha de Entrada en Vigencia: 17/12/2015  
  Medio de Publicación: Registro Distrital 5736 de diciembre 17 de 2015.  


 
Temas
  Contenido del Documento    
   
 
 

DECRETO 530 DE 2015

 

(Diciembre 15)

 

“Por el cual se dictan normas sobre registro, trámites y actuaciones relacionados con la personería jurídica y se asignan funciones en cumplimiento del ejercicio de inspección, vigilancia y control sobre entidades sin ánimo de lucro domiciliadas en Bogotá D.C., y se dictan otras disposiciones.”

 

EL ALCALDE MAYOR DE BOGOTÁ D.C.

 

En uso de sus facultades legales, en especial las conferidas por los artículos 38, numerales 1°, 3°, 5° y 6°; 39, 40, 53 y 55 del Decreto Ley 1421 de 1993, y,

 

CONSIDERANDO:

 

Que según los numerales , , y del artículo 38 del Decreto Ley 1421 de 1993, son atribuciones del Alcalde Mayor, hacer cumplir la Ley, los Decretos del Gobierno Nacional, dirigir la acción administrativa y asegurar el cumplimiento de las funciones y la prestación de los servicios a cargo del Distrito Capital, cumplir las funciones que le delegue el Presidente de la República y otras autoridades Nacionales, así como distribuir los negocios según su naturaleza entre las secretarias, los departamentos administrativos y las entidades descentralizadas.

 

Que conforme a lo dispuesto por los artículos 39 y 40 ídem, el Alcalde Mayor dictará las normas reglamentarias que garanticen la vigencia, entre otros, de los principios de transparencia, moralidad, eficacia, economía, celeridad, publicidad, delegación y desconcentración en el cumplimiento de las funciones y la prestación de los servicios a cargo del Distrito; e igualmente podrá delegar las funciones que le asignen la Ley, los Decretos y los Acuerdos Distritales, en los secretarios, jefes de departamento administrativo, gerentes o directores de entidades descentralizadas, en los funcionarios de la administración tributaria,  en las juntas administradoras y los alcaldes locales.

 

Que el inciso del artículo 53 ibídem, establece que el Alcalde Mayor, como jefe de la Administración Distrital, ejerce sus atribuciones por medio de los organismos o entidades creadas por el Concejo Distrital, mientras que el inciso del artículo 55 ejusdem, lo faculta para  distribuir los asuntos y negocios, según su naturaleza y afinidades, entre las Secretarías, Departamentos Administrativos y las entidades descentralizadas, con el propósito de asegurar la vigencia de los principios de eficacia, economía y celeridad administrativa.

 

Que de conformidad con el numeral 26 del artículo 189 de la Constitución Política, le corresponde al Presidente de la República ejercer la inspección y vigilancia sobre las instituciones de utilidad común.

 

Que la Ley 22 de 1987 asignó al Alcalde Mayor la función de reconocer y cancelar la personería jurídica a las Asociaciones, Corporaciones, Fundaciones e Instituciones de utilidad común, que tengan su domicilio en el Distrito Especial de Bogotá, cuya tramitación se venía adelantando ante el Ministerio de Justicia, a la vez que facultó al Presidente de la República para delegar en el Alcalde Mayor, la función de inspección y vigilancia que ejerce sobre las instituciones de utilidad común.

 

Que mediante el Decreto Nacional 432 de 1988, se delegó en el Alcalde Mayor de Bogotá, la función de ejercer control sobre las sesiones que realicen las asambleas de las instituciones de utilidad común domiciliadas en Bogotá, en las cuales se elijan representantes o demás dignatarios, pudiendo verificar los mecanismos de citación a las sesiones de la asamblea y asistir a ellas personalmente o a través de delegados, y tomar las medidas que juzgue pertinentes para salvaguardar los intereses de la comunidad.

 

Que con base en la autorización conferida por la Ley 22 de 1987, el Presidente de la República, mediante el Decreto 1318 de 1988, delegó en el Alcalde Mayor de Bogotá, D.E., la función de ejercer la inspección y vigilancia sobre las instituciones de utilidad común, que tengan domicilio en la ciudad de Bogotá D.C., que no estén sometidas al control de otra entidad.

 

Que por medio del artículo 2° ídem, modificado por el Decreto Nacional 1093 de 1989, se dispuso que para efectos de la Inspección y Vigilancia sobre las instituciones de utilidad común objeto de la delegación, el representante legal de la Institución presentará a estudio y consideración del Alcalde Mayor de Bogotá, los estatutos de la entidad, los proyectos de presupuesto y los balances de cada ejercicio, con arreglo a las normas vigentes sobre la materia.

 

Que mediante el Decreto Nacional 525 de 1990, se delegó en el Alcalde Mayor de Bogotá, la inspección y vigilancia de las instituciones educativas de utilidad común que funcionen en su territorio, pudiendo ordenar la práctica de visitas a dichas instituciones y pedir la información y documentos que consideren necesario, e imponer sanciones consistentes, entre otras, en la suspensión y cancelación de  la personería jurídica.

 

Que mediante el mismo Decreto 525 de 1990, se delegó en el Alcalde Mayor el reconocimiento y cancelación de la personería jurídica de las fundaciones y asociaciones sin ánimo |de lucro, con fines educativos, científicos, tecnológicos, culturales, de recreación o deportes que funcionen en su respectiva jurisdicción.

 

Que por medio del Decreto Nacional 1088 de 1991, el Presidente de la República delegó en el Alcalde Mayor de Bogotá, D.C., la Inspección y Vigilancia sobre las fundaciones o instituciones de utilidad común ubicadas dentro del territorio de su jurisdicción, cuyo objeto consiste en la prestación de servicios de salud.

 

Que mediante el artículo 40 del Decreto Ley 2150 de 1995, se suprimió el acto de reconocimiento de personería jurídica de las organizaciones civiles, las corporaciones, las fundaciones, las juntas de acción comunal y de las demás entidades privadas sin ánimo de lucro, señalando los requisitos para obtener su personalidad jurídica.

 

Que así mismo, el artículo 42 ídem, determinó que: “Los estatutos y sus reformas, los nombramientos de administradores, los libros, la disolución y la liquidación de personas jurídicas formadas según lo previsto en este capítulo, se inscribirán en la Cámara de Comercio con jurisdicción en el domicilio principal de la persona jurídica en los mismos términos, derechos y condiciones previstos para el registro de actos de las sociedades comerciales.”

 

Que el artículo 45 ejusdem estableció las excepciones en relación con lo dispuesto, entre otros, en el citado artículo 40 ibídem, señalando que “no se aplicará para las instituciones de educación superior; las instituciones de educación formal y no formal a que se refiere la Ley 115 de 1994; las personas jurídicas que prestan servicios de vigilancia privada; las iglesias, confesiones y denominaciones religiosas, sus federaciones, y asociaciones de ministros; las reguladas por la Ley 100 de Seguridad Social, los sindicatos y las asociaciones de trabajadores y empleadores; partidos y movimientos políticos; Cámaras de Comercio; y las demás personas jurídicas respecto de las cuales la Ley expresamente regule en forma específica su creación y funcionamiento, todas las cuales se regirán por sus normas especiales.”

 

Que del mismo modo, se implantaron excepciones en el artículo del Decreto 427 de 1996, “Por el cual se reglamentan el Capítulo II del Título I y el Capítulo XV del Título II del Decreto 2150 de 1995”, entre las que se encuentra la del numeral 8º que estableció como excepción al registro las “Entidades que conforman el Sistema Nacional del Deporte de los niveles nacional, departamental y municipal regulados por la Ley 181 de 1995 y Decreto- Ley 1228 de 1995”.

 

Que el artículo 12 ídem dispuso que: “Las personas jurídicas a que se refiere el presente Decreto continuarán sujetas a la inspección, vigilancia y control de las autoridades que venían cumpliendo tal función.”

 

Que el Alcalde Mayor mediante el Decreto Distrital 581 de 1995, delegó en el Secretario Distrital de Salud, con respecto a las entidades sin ánimo de lucro del subsector privado del sector salud, con domicilio en el Distrito Capital. el ejercicio de las funciones de: i) reconocimiento, negación, suspensión, reforma de estatutos y cancelación de personerías jurídicas; ii)  inspección, vigilancia y control; iii) Inscripción de representantes legales y demás dignatarios o miembros de órganos directivos y de fiscalización y expedición de las certificaciones a que hubiere lugar; iv) Registro y folio de  los libros de actas, de miembros activos y de contabilidad; v) emisión de respuesta a las solicitudes de información o consultas y elaborar los oficios que contengan observaciones a la documentación presentada; y vi) Las demás inherentes al correcto desempeño de las funciones delegadas o que se desprendan de ellas, siempre con el lleno de los requisitos contemplados en la Ley 10 de 1990, el Decreto 1088 de 1991 y las demás disposiciones que se expidan sobre la materia.

 

Que el Alcalde Mayor de Bogotá D.C., por medio del artículo 23 del Decreto 854 de 2001, delegó en el Secretario de Educación Distrital el ejercicio de las funciones de inspección, vigilancia y control respecto a instituciones de educación formal, no formal e informal, y personas jurídicas de derecho privado sin ánimo de lucro con fines educativos, así como la inspección, vigilancia y control de las asociaciones de padres de familia de planteles oficiales y privados.

 

Que por medio del artículo 25 ídem, modificado por el artículo 1º del Decreto 358 de 2005, se asignó al Departamento Técnico Administrativo del Medio Ambiente -DAMA, hoy Secretaría Distrital de Ambiente, en relación con las entidades sin ánimo de lucro que tengan por objeto la defensa y protección del medio ambiente y los recursos naturales renovables, las funciones de inspección, vigilancia y control, que comprende la de suspender y cancelar la personería jurídica.

 

Que el artículo 110, subnumeral 110.8, del Decreto Distrital 654 de 2011, señaló que: “Corresponde a las Secretarías de Educación, Cultura, Recreación y Deporte, Salud, Ambiente, Hábitat e Integración Social, integrarse al Sistema de Información de Personas Jurídicas -SIPEJ- antes del 31 de diciembre de 2011, en desarrollo de los compromisos de gobierno, disponer los medios necesarios y realizar y ejecutar las acciones requeridas a fin de lograr el manejo integral y unificado de la información de las entidades sin ánimo de lucro, a efectos de lograr el objeto misional del sistema para el Distrito Capital...”

 

Que mediante el Decreto Distrital 085 de 2011 “Por el cual se modifica el artículo 30 del Decreto Distrital 267 de 2007, subrogado por el Decreto Distrital 502 de 2009”, se determinaron las funciones de la Subdirección Distrital de Inspección, Vigilancia y Control de Personas Jurídicas sin Animo de Lucro -SUPERPERSONAS JURÍDICAS-, entre las que se encuentran las de: “1. Ejercer la inspección, vigilancia y control de las asociaciones, fundaciones y corporaciones e instituciones de utilidad común, sin ánimo de lucro, con domicilio en el Distrito Capital, a efecto ele determinar el cumplimiento del régimen legal y estatutario, sin perjuicio de las competencias asignadas en la materia, en disposiciones especiales, a otras entidades organismos distritales” y “4. Coordinar el ejercicio de la inspección, vigilancia y control de las asociaciones, fundaciones y corporaciones e instituciones de utilidad común, sin ánimo de lucro, con las demás entidades y organismos distritales que tienen a su cargo el desarrollo de ésta función.”

 

Que mediante el artículo 19 del Decreto Distrital 402 de 2013, modificado y adicionado por el artículo del Decreto Distrital 619 de 2013, se asignó a la Subdirección de Regulación y Personas Jurídicas de la Secretaría Distrital de Cultura, Recreación y Deporte, la función de ejercer la inspección, vigilancia y control a las entidades sin ánimo de lucro con fines culturales, recreativos o deportivos que no estén vinculadas al Sistema Nacional del Deporte, que se encuentren registradas en la Cámara de Comercio de Bogotá y que no estén sometidas a la inspección, vigilancia y control de COLDEPORTES, a efecto de determinar el cumplimiento del régimen legal y estatutario.

 

Que de acuerdo con las sentencias C–1265 de 2005 y C-595 de 2010, la Corte Constitucional ha sostenido que “cuando la Carta habla del debido proceso administrativo, implícitamente reconoce la facultad que incumbe a la Administración de imponer sanciones, es decir la potestad sancionadora de la Administración”.

 

Que de acuerdo a lo decantado por la Corte Constitucional en sentencia C-570 de 2012, la facultad sancionatoria del estado deviene de las funciones de control que ejerce la administración, “Las funciones de inspección, vigilancia y control se caracterizan por lo siguiente: (i) la función de inspección se relaciona con la posibilidad de solicitar y/o verificar información o documentos en poder de las entidades sujetas a control, (ii) la vigilancia alude al seguimiento y evaluación de las actividades de la autoridad vigilada, y (iii) el control en estricto sentido se refiere a la posibilidad del ente que ejerce la función de ordenar correctivos, que pueden llevar hasta la revocatoria de la decisión del controlado y la imposición de sanciones. Como se puede apreciar, la inspección y la vigilancia podrían clasificarse como mecanismos leves o intermedios de control, cuya finalidad es detectar irregularidades en la prestación de un servicio, mientras el control conlleva el poder de adoptar correctivos, es decir, de incidir directamente en las decisiones del ente sujeto a control”.

 

Que se considera necesario dictar normas encaminadas a regular y actualizar los trámites y actuaciones relacionadas con la personería y/o personalidad jurídica de las entidades sin ánimo de lucro y con el cumplimiento de las funciones de inspección, vigilancia y control sobre las instituciones de utilidad común domiciliadas en el Distrito Capital, teniendo en cuenta los cambios normativos que se han configurado con posterioridad a la expedición del Decreto Distrital 059 de 1991.

 

En mérito de lo expuesto,

 

DECRETA:

 

CAPITULO. I

 

Disposiciones Generales

 

ARTÍCULO 1°. Objeto. El objeto del presente Decreto es dictar normas sobre registro, trámites y actuaciones relacionadas con la personería jurídica y con el cumplimiento de las funciones de inspección, vigilancia y control sobre entidades sin ánimo de lucro domiciliadas en Bogotá D.C., a las cuales se refiere la Ley 22 de 1987, los Decretos Nacionales 78 de 1987, 432 de 1988, 1318 de 1988, 1093 de 1989, 525 de 1990, 1088 de 1991, 427 de 1996 y los que adicionen o modifiquen los anteriores, exceptuando las que posean legislación especial, así como garantizar los derechos de las personas jurídicas, asociados, terceros y de la comunidad en general en desarrollo de la Constitución Política, y en especial de su artículo 38, el cual garantiza el derecho fundamental de libre asociación.

 

ARTÍCULO  2°. Modificar el artículo del Decreto Distrital 059 de 1991, el cual queda así:

 

“Artículo 3°.- Definiciones y Conceptos: Para efectos del presente Decreto se establecen las siguientes definiciones:

 

a). Entidad sin ánimo de Lucro. Corresponde a una persona jurídica capaz de ejercer derechos y contraer obligaciones civiles, y de ser representada judicial y extrajudicialmente en la que se denota ausencia del concepto capitalista de remuneración de inversión, por tanto no se realiza el reparto de excedentes o beneficios obtenidos por la entidad a favor de ninguna persona natural o jurídica, los excedentes obtenidos por una organización de este tipo al final de cada ejercicio deben ser reinvertidos en su objeto social.

 

*Corporación o Asociación. Es el ente jurídico que surge del acuerdo de una pluralidad de voluntades vinculadas mediante aportes en dinero, especie o actividad, a la realización de un fin de beneficio social, que puede contraerse a los asociados o corporados, a un gremio o grupo social en particular. Su régimen estatutario y decisiones fundamentales, se derivan de la voluntad de sus miembros según el mecanismo del sistema mayoritario, así puede renovarse o modificarse por la voluntad mayoritaria de sus asociados o corporados, en la forma prevista en sus estatutos, los cuales, a su vez, son susceptibles de reforma, en cualquier momento, por ministerio de esa voluntad.

 

*Fundación. Es el ente jurídico surgido de la voluntad de una persona o del querer unitario de varias acerca de su constitución, organización, fines y medios para alcanzarlos. Esa voluntad original se torna irrevocable en sus aspectos esenciales una vez se ha obtenido el reconocimiento como persona jurídica por parte del Estado, por tal su objeto social y su naturaleza jurídica son determinados en el acto de fundación para siempre.

 

El substrato de la fundación es la afectación de unos fondos preexistentes a la realización efectiva de un fin de beneficencia pública, de utilidad común o de interés social. La irrevocabilidad del querer original no obsta para que el fundador en el acto de constitución se reserve atributos que le permitan interpretar el alcance de su propia voluntad o que lo invistan de categoría orgánica en la administración de la fundación, pero siempre con subordinación al poder constituyente de la voluntad contenida en el acto fundacional y sin que ello implique la existencia de miembros de la institución a cualquier título.

 

*Institución de utilidad común. Es el ente jurídico que se propone la realización de una actividad o servicio de utilidad pública o de interés social el cual siempre es sin ánimo de lucro.

 

b). Registro. Es la inscripción de los actos, libros o documentos respecto de los cuales la Ley exija dicha formalidad.

 

c). Inspección. Es la facultad para solicitar, confirmar y analizar de manera ocasional, en la forma, detalles y términos determinados, la información que requiera sobre la situación jurídica, contable, económica y administrativa de las entidades sin ánimo de lucro sometidas a su competencia.

 

d). Vigilancia. Es la facultad para verificar las entidades en su formación, funcionamiento y en el desarrollo de su objeto social para que se ajusten a la ley y a los estatutos. La vigilancia se ejerce en forma permanente.

 

e). Control. Es la facultad de la autoridad correspondiente para ordenar los correctivos necesarios a fin de subsanar una situación crítica de orden jurídico, contable, económico, administrativo o de impacto social, como la potestad de imposición de sanciones a las entidades sin ánimo de lucro.”

 

CAPÍTULO. II

 

Reconocimiento de la Personería Jurídica, Registros y Trámites derivados de ella

 

ARTÍCULO  3°. Modificar el artículo del Decreto Distrital 059 de 1991, el cual queda así:

 

“Artículo 4°. De la competencia de la Administración Distrital. En cumplimiento de las funciones atribuidas por la Ley 22 de 1987, los Decretos Nacionales 432 y 1318 de 1988, 1093 de 1989, 525 de 1990 y 1088 de 1991, la Administración Distrital por conducto de las Secretarías de Despacho señaladas en el presente Decreto, y de acuerdo con sus competencias y las demás funciones asignadas en el presente Decreto, realizarán las siguientes actuaciones y trámites, según corresponda a cada una de ellas, de conformidad con la especialidad específica en cada materia:

 

a). Mediante acto administrativo motivado, reconocerán o negarán las personerías jurídicas a las entidades sin ánimo de lucro con domicilio en Bogotá D.C.

 

b). Aprobarán las reformas que se introduzcan a los estatutos de las corporaciones o asociaciones sin ánimo de lucro, así como aquellas que se hagan a las fundaciones, siempre y cuando no afecten su naturaleza o desvirtúen sus objetivos y voluntad original, con domicilio en Bogotá D.C.

 

c). Realizarán los registros correspondientes a la inscripción de representantes legales y demás dignatarios o miembros de los órganos directivos y de fiscalización, según los estatutos, de las entidades sin ánimo de lucro con domicilio en Bogotá D.C.

 

d). Registrarán a las entidades sin ánimo de lucro, cuando haya lugar a ello y en el mismo acto que reconozca personería jurídica, como instituciones de utilidad común.

 

e). Expedirán certificados sobre existencia y representación legal con nombre, cargo y período de sus representantes legales, dignatarios y demás miembros de los órganos directivos y de fiscalización inscritos, y sobre los demás aspectos que obren en los respectivos expedientes y guarden relación con las determinaciones o hechos que consten en las actas, documentos y estatutos que en ellos reposen de las entidades sin ánimo de lucro.

 

f). Expedirán los certificados de inspección, vigilancia y control donde se indique la competencia del ente distrital que ejerce tal función sobre las entidades sin ánimo de lucro con domicilio en Bogotá D.C.

 

g). Librarán los oficios que consignen las respuestas a las consultas que se formulen, o los que contengan observaciones a las peticiones presentadas, a la documentación que se acompañe a las mismas o a su contenido.

 

h). Registrarán y sellarán los libros de actas y los de relación de miembros de las corporaciones o asociaciones, así como los de actas del máximo órgano administrativo de las fundaciones.

 

i). Expedirán copias de los documentos que hagan parte de los expedientes.

 

j). Ejercerán la inspección y vigilancia sobre las instituciones de utilidad común, según la delegación hecha por el Gobierno Nacional.

 

k). Realizarán las demás actuaciones, trámites y funciones inherentes a las contempladas en este Decreto o que se desprendan de ellas.

 

Parágrafo. Las funciones estipuladas en los literales a), b), c), d), e) y h) se realizarán solamente sobre las entidades sin ánimo de lucro que se encuentren dentro de las excepciones  previstas en el artículo 45 del Decreto Ley 2150 de 1995 y el artículo 3º del Decreto Nacional 427 de 1996, siempre y cuando no posean legislación especial para el otorgamiento de la personería jurídica.”

 

ARTÍCULO  4°. Modificar el artículo del Decreto Distrital 059 de 1991, el cual queda así:

 

“Artículo 6°.- De los Términos. Las solicitudes relacionadas con el reconocimiento, negación, cancelación de personerías jurídicas y reformas estatutarias, serán resueltas dentro de los treinta (30) días hábiles siguientes a su presentación.

 

Las solicitudes relativas a inscripción de representantes legales y demás dignatarios o miembros de los órganos directivos y de fiscalización, y las referentes a certificaciones, registro y sello de libros se tramitarán en los términos del Derecho de Petición establecido en el del Código de Procedimiento Administrativo y de lo Contencioso Administrativo, Ley 1437 de 2011 y las normas que lo sustituyan, adicionen o modifiquen.”

 

ARTÍCULO  5°. Modificar el artículo del Decreto Distrital 059 de 1991, el cual queda así:

 

“Artículo 7°. Notificaciones. Los actos administrativos que reconozcan, nieguen, o aprueben reformas estatutarias, serán notificadas personalmente al representante legal de la entidad, en los términos contemplados en el Código de Procedimiento Administrativo y de lo Contencioso Administrativo y las normas que lo sustituyan, adicionen o modifiquen.”

 

ARTÍCULO  6°. Modificar el artículo del Decreto Distrital 059 de 1991 y adicionarle un parágrafo, así:

 

“Artículo 9°. La Alcaldía Mayor de Bogotá, D.C., por intermedio de las Secretarías de Despacho que tienen asignadas y/o delegadas funciones específicas sobre la materia o a las que se les asignen o deleguen tales facultades, reconocerá personería jurídica a las entidades sin ánimo de lucro con domicilio en Bogotá D.C., a las cuales se refieren el Decreto 525 de 1990 y el Decreto 1088 de 1991, que se encuentren dentro de las excepciones previstas en el  artículo 45 del Decreto Ley 2150 de 1995 y en el artículo 3º del Decreto Nacional 427 de 1996, según corresponda.

 

Parágrafo. Aquellas entidades públicas que vienen ejerciendo el registro de las organizaciones sin ánimo de lucro dentro del Distrito Capital, para efectos del reconocimiento, negación y cancelación de la personería jurídica, además de reformas estatutarias e inscripción de dignatarios se regirán de acuerdo a las disposiciones contenidas en este capítulo.”

 

ARTÍCULO  7°. Modificar el artículo 12 del Decreto Distrital 059 de 1991, el cual queda así:

 

“Artículo 12. Requisitos adicionales. Las entidades sin ánimo de lucro domiciliadas en el Distrito Capital que pertenezcan al subsector privado de la salud, al Sistema Nacional del Deporte o que tengan fines educativos de educación formal o educación para el trabajo y desarrollo humano, a efecto de obtener el reconocimiento como personas jurídicas, deberán presentar a la respectiva Secretaría, según su naturaleza, lo siguiente:

 

a). Reconocimiento de Personería por la Secretaría Distrital de Salud. Para efectos del reconocimiento de la personería jurídica a entidades sin ánimo de lucro pertenecientes al subsector privado del sector salud, conforme a lo contemplado en el Decreto 1088 de 1991 y la Resolución Nº 13565 del 06 de noviembre de 1991, expedida por el entonces Ministerio de Salud, deberán acreditar, según su naturaleza, los siguiente (sic):

 

1. Acta de Constitución suscrita por presidente y secretario de la reunión en la que aprueben estatutos, se realice el nombramiento del revisor fiscal (para las fundaciones) soportadas con carta de aceptación del cargo y copias del documento de identidad y tarjeta profesional y nombramientos de los miembros de los órganos de administración.

 

2. Estatutos de la entidad sin ánimo de lucro suscrito por el Presidente y Secretario de la Asamblea en la cual fue aprobado, observando los requisitos señalados en la normativa legal vigente.

 

3. Estudio de Factibilidad

 

4. Balance inicial (para las Fundaciones)

 

5. Documentos que acrediten la efectividad y seriedad de los aportes de acuerdo a su origen:

 

*Recursos en efectivo: cuenta de ahorros a nombre de la entidad o Representante Legal con soporte de consignación de los valores reportados.

 

*Bienes muebles: Inventario físico valorados a moneda.